Rejuvenece tu aspecto: Inyección de Toxina Botulínica

toxina2

La toxina botulínica es una neurotoxina que actúa bloqueando los impulsos nerviosos dirigidos a todos los músculos en los que se ha inyectado. Esto impide que los músculos se contraigan de manera temporal y reversible.

La aplicación de toxina botulínica a nivel facial con finalidad estética busca atenuar las “arrugas dinámicas” o “líneas de expresión”, que se forman en el gesticular. Es importante tener en cuenta que no tiene efecto sobre las arrugas producidas por envejecimiento de la piel, para no crear falsas expectativas después del tratamiento.

El efecto de la toxina puede tardar 24 a 48 horas en iniciarse y desaparece entre los 4 y 6 meses de la aplicación, por lo que suele aconsejar 2 o 3 aplicaciones anuales.

Si quieres conocer nuestras tarifas especiales, contacta con nosotros y te daremos toda la información que necesites!